La autoconstrucción de una piscina es algo que no debe tomarse a la ligera. Antes de embarcarse en un proyecto de tal magnitud, hay muchos elementos esenciales a tomar en cuenta. Con ánimo de orientarle en sus trabajos, hemos identificado 5 parámetros que debe considerar prioritariamente antes de lanzarse*.

La licencia de obras y la declaración de obras pueden ser obligatorias.

Sí, ¡son de esperar algunos trámites administrativos! Dependiendo del tamaño de su piscina, tenga previsto que deberá satisfacer ciertas formalidades requeridas por su ayuntamiento. El tiempo necesario para tramitar su expediente también puede depender de la magnitud de la obra prevista. Cuando planifique su obra no olvide calcular bien el tiempo necesario para las formalidades administrativas.

Una duración de las obras que hay que estimar de antemano.

La duración media de las obras en el caso de una piscina autoconstruida es de 2 a 3 meses, frente a 4 o 5 semanas para una construcción gestionada por un constructor de piscinas. ¿Nuestro consejo? Empiece los trabajos de construcción en invierno si las condiciones climáticas de su región lo permiten, ¡así podrá disfrutarla nada más llegar el verano!

Elegir el tipo de piscina adecuado.

Dependiendo del tipo de piscina que elija, ¡la cantidad de trabajo a realizar puede ser radicalmente diferente! Infórmese sobre las diferentes técnicas de construcción antes de decidirse por un tipo concreto de piscina: ¿de albañilería, con estructura de madera o de hormigón?

Elija los materiales y los accesorios adecuados.

La elección de los materiales y accesorios para su piscina es un paso esencial, ya que no tendrá acceso al asesoramiento de un especialista en piscinas que supervise su proyecto de principio a fin. Como cada vendedor se encarga del servicio posventa de los accesorios, le aconsejamos que acudas a un vendedor conocido por la calidad de su servicio posventa. Lea nuestro artículo sobre los fundamentos de la piscina que le ayudará a resolver dudas.

Varias habilidades clave a dominar antes de empezar.

Por último, como sabe, no es posible planificar la construcción de su propia piscina sin estar bien acompañado. Familiares, amigos, vecinos, amigos de amigos… ¡Necesitará una multitud de pares de brazos! ¿Qué habilidades se necesitan?

  • En movimientos de tierra, para excavar, nivelar y estabilizar el terreno.
  • En albañilería para colar el hormigón y la construcción en bloques.
  • En hidráulica, para el diseño e instalación del sistema de filtración, la bomba y las tuberías.
  • En instalación eléctrica, para la conexión eléctrica, la instalación del sistema de filtración y el alumbrado de la piscina.
  • En colocación de revestimientos, ya sea para revestir la piscina con un liner, con azulejos o con enlucido.

¿Todavía tiene dudas? Si desea profundizar en su búsqueda, puede indagar en los muchos foros de intercambio de ayuda existentes para la construcción de piscinas. ¡No dude en preguntar a quienes han pasado por esta experiencia!

* Atención, esta información no concierne a las piscinas en kit.